Autos usados Costa Rica - BuscomiCarro

¿Qué pasa si el carro que compré está dañado?

23-01-2017 | Por Ana Yancy Flores M.

Sea nuevo o usado, cuando el vehículo se compra en agencia debe dar un respaldo en caso de desperfecto.

Foto con fines ilustrativos

Cuando se adquiere un carro en una agencia, ya sea nuevo o usado, no se quiere pensar en la posibilidad de que venga con alguna falla mecánica grave o un defecto de fábrica. Sin embargo, no está de más saber qué hacer si esto sucede y qué soluciones dan los comercios.

Sea nuevo o usado, el vehículo de agencia siempre tiene garantía, lo que varía en ambos casos son los plazos y las alternativas que ofrecen estos establecimientos para solventar el daño.

 

Si el carro es nuevo

Cuando un carro nuevo presenta un desperfecto mecánico, por lo general, la garantía lo cubre. Pero, también existe otra posibilidad, la llamada retiro de producto o recall. Como su nombre lo indica, se trata de un retiro masivo del mercado de un bien, por parte de las empresas, en los casos en que detectan que estos atentan contra la seguridad del comprador.

Ejemplos de retiro de vehículos de las calles pueden ser porque vengan sin bolsas de aire, que presenten problemas eléctricos graves o fallas en el sistema de frenado, explica Uri Weinstok, especialista en Derecho de la Competencia, de la firma legal BLP.

Además del recall, existe otra posibilidad llamada reacondicionamiento o llamado de servicio, en la cual no se saca al carro para siempre del mercado, pues el fabricante considera que el desperfecto se puede reparar sin afectar la calidad del producto o su valor monetario, dice Cinthya Zapata, directora de Defensa del Consumidor del MEIC.

 

Diferencias entre garantía y recall

Aplicar una garantía o un recall es una decisión que depende de varios factores. Mientras que la primera comienza a regir cuando el consumidor la reclama, la segunda es una medida que es tomada por la aumotriz. Es decir, como comprador, no puede solicitar que se retire un producto de forma antojadiza, si no existe una razón de peso para que esto suceda.

Por otra parte, los retiros de productos suelen afectar a una serie de modelos iguales de un mismo carro, por lo que los llamados son masivos. Mientras que una garantía se aplica en casos individuales.

Pese a que la obligación de hacer el recall es de la empresa, el consumidor debe estar atento a los llamados que hacen los fabricantes, los cuales, por lo general, circulan en medios de comunicación.

 

¿Cómo opera la garantía?

Si detecta alguna falla mecánica en su carro nuevo, el primer paso es llevarlo de inmediato a la automotriz para que le efectúen un diagnóstico.

Posteriormente, puede seguir tres caminos para hacer valer el respaldo de la agencia: que le devuelvan el dinero, que le cambien el artículo por otro igual o que hagan una reparación, fijando ciertas restricciones, advierte Zapata.

Por ejemplo, si después de la reparación el bien se deprecia, el comprador tiene derecho a rechazar esta alternativa. Pero, si la reparación es posible, la persona la acepta y dura más de 15 días, las agencias deben dar al cliente otro auto entre tanto, explica la directora de Defensa del Consumidor.

 

Si el carro es usado

 

Por lo general, las agencias otorgan una garantía de 30 días sobre vehículos usados. Pero, en algunos casos, el plazo se extiende si el carro está prácticamente nuevo y si aún conserva el respaldo del fabricante. Zapata aconseja a los compradores que negocien una garantía mayor y que busquen a los proveedores que ofrezcan más beneficios en este sentido.

Compartir

Buscar Noticias